El champagne en Chile

El champagne en Chile

Sin duda existe un crecimiento sostenido en el consumo de espumantes y de Champagne en Chile. Algunos tips de que deberias saber

El Champagne

Es el cosquilleo vivificante y erótico, la bebida elitista llena de anécdotas, el vino espumoso de calidad intachable e irrefutable. Desde Luis XIV, El Rey del Sol, hasta los zares, de Churchill a la casa real inglesa, desde el podio de la fórmula 1, hasta las salidas a bolsa de Wall Street, siempre están presentes los espumosos de la zona más vitivinícola más septentrional de Francia.


Dom Perignon y sus seguidores

Dom Perignon el monje

Para lo que actualmente se conoce como champagne, El Abad Dom Perignon del monasterio de Hautvillers, puso la primera piedra, sin ser el descubridor o inventor del champagne, sí realizó aportaciones revolucionarias; sobre todo a las variedades de uvas, fue el primero en realizar un vino tinto pleno, pero también el primero en que elaboró un vino blanco a partir de uvas tintas. Por otra parte, introdujo el empleo de botellas de vidrio más grueso y provistas de tapones de corcho, que resistían a una presión más alta, gracias a lo cual fue posible embotellar y exportar productos espumosos.

El éxito económico se produjo a partir del siglo XIX gracias a un grupo de jóvenes alemanes llamados Krug, Bollinger, Röderer y Deutz, cuyos apellidos forman todavía hoy la élite de la industria champañera.

Actualmente casi 1 de 4 botellas de champagne procede en la actualidad de una de las bodegas del grupo Louis Vuitton Moët Henessy (LVMH), al que pertenecen marcas tan famosas como Krug, Pommery y Ruinart.

El Champagne es un aperitivo maravilloso, supuesto que es chispeante, fresco y seco, válido para un gran grupo de bruts sin añadas y para los jóvenes blancs de blancs (Champagnes hechos solo con uvas blancas, principalmente Chardonnay), estos últimos también acompañan muy bien las ostras y los mariscos. Para caviar y langosta debe ser un brut un poco más vigoroso. Muchos platos de pescados andan muy bien con brut normales, pero a medida que el sabor, consistencia y salsa se hacen más fuerte, también el champagne ha de presentar más estructura y complejidad, y resultan un buen equilibrio con los de añadas determinadas o con los rosados. Y para los de gran prestigio (cuvées) requieren de preparaciones especiales, muy delicadas y refinadas.

Las Temperaturas de servicio más favorable para el Champagne están entre los 6ºC y 9ºC. Lo ideal es que sea en copas flautas o tulipas delgadas y de pie de alto, y que la copa esté muy limpia y NO REFRIGERADA, ya que, a los Champagnes de calidad el agua acumulada por una copa enfriada, afecta su sabor.


En cuanto a la presentación:

Se muestra la botella y se explica la bodega, el lugar de procedencia, el grado de azúcar y la añada (si es que la tuviera).                                              

Se procede a decapsular, y desenrollar el seguro de alambre, pero sin retirarlo.

Se gira la botella de apoco y no el corcho, y se debe tener máxima precaución en que no suene por nada al retirar el corcho.


Características de los principales Champagnes que llegan a Chile

  • KRUG: Champagne lleno de finuras, uno de los pocos que tiene guarda en barrica, muy persistente, vinosa y fresca a la vez.
  • Veuve Cliquot Ponsardan (carta amarilla ): Complejo, afrutado y temperamental.
  • Laurent Perrier (L-P): Fresco y afrutado como el anterior.
  • Jacquard: Bouquet complejo y buena longitud.
  • Ruinart: Ligero, nervioso y refrescante.
  • Deutz: Vivo, nervioso y muy fresco, para mariscos.
  • Taittinger: Afrutado con buena presencia en el paladar.
  • Moët &Chandon: Rectilíneo, duradero y equilibrado.
  • Louis Roederer: Afrutado, fino, equilibrado y muy elegante.

Leave a comment

You are commenting as guest.